Somos chéveres... Trabajamos en equipo... Cocinamos ideas... Regalamos trufas... Nos gusta ayudarte... Creamos para vivir... Cocinamos ideas... Manejamos un drone... Leímos a Cortazar...

¡Prueba sin error! Conoce cómo usar el A/B testing de forma correcta

¡Prueba sin error! Conoce cómo usar el A/B testing de forma correcta

El A/B testing es una gran herramienta con la que puedes conocer mejor a tu consumidor y dar en el clavo con una estrategia digital que obtenga más conversiones. Sin embargo, si no lo utilizas correctamente, podrías estar saboteando tus optimizaciones con conclusiones erróneas. Acá te contamos los errores más comunes que debes tener en cuenta para evitar frustraciones en el proceso.

Evita hacer A/B testing al azar

Todo split test (como también se lo conoce) debe estar basado en una hipótesis. Como punto de partida, piensa en lo que quieres descubrir de tu usuario en base a información sobre tu público, su estado de consciencia sobre la marca y la oferta de valor que tu marca le brinda. De esta forma, evitarás terminar tu experimento con datos sin un aprendizaje importante sobre el comportamiento de tu usuario.

Procura no experimentar con más de una variable a la vez

Al empezar a hacer un test A/B, a veces nos puede ganar la prisa y queremos comprobarlo todo. Pero crear variantes totalmente distintas es un error, ya que no sabrás qué es lo que ha funcionado en cada ocasión. Así que es mejor centrarte y comprobar un solo elemento en cada ocasión: el tamaño del botón, el copy, el color, etc.

Para determinar tu variable, revisa los elementos en tus activos digitales y sus posibles alternativas de diseño, texto o layout. Recuerda que incluso los cambios pequeños como la imagen que incluyas en un correo o el texto de tu call to action pueden generar cambios significativos en tus resultados.

Espera el tiempo necesario

Si no dejas que el test se ejecute durante el tiempo suficiente, no obtendrás resultados estadísticamente significativos, ya que lo más seguro es que no tengas una muestra de tamaño suficiente para determinar una versión ganadora.

Enfócate en tu objetivo al interpretar tus resultados

El A/B testing debe ir siempre en línea con tus objetivos de marketing y debes comparar las métricas que están más relacionadas con ellos. Por ejemplo, no te serviría enfocarte en comparar los clics entre dos versiones de un anuncio si lo que quieres es aumentar las conversiones.

Incorpora los resultados de tus pruebas A/B en tus nuevas campañas

Después del experimento, toca pasar a la acción. El objetivo del split test  debe ser encontrar cambios accionables que puedas aplicar ahora. Incorpora la versión ganadora y sigue probando la siguiente variable hasta conseguir el anuncio, landing o email perfecto.

Testea continuamente

El A/B testing es un proceso de optimización continuo. Si no experimentas constantemente para conocer mejor a tu público, no serás capaz de satisfacer sus necesidades y obtener más conversiones.

Si lo aplicas correctamente, el test A/B puede ser tu mejor aliado. En Manya, nuestro modo de pensar Lean se basa en el método científico y aplicamos el testeo A/B para optimizar constantemente tu presupuesto y sus resultados. ¡Conoce más aquí!

Compartir es divertido

Compartir en facebook
Compártelo
Compartir en twitter
Twittealo
Compartir en whatsapp
Compártelo
Compartir en linkedin
Compártelo
Compartir en email
Envíalo

Sobre el autor

Hacemos un repaso sobre las claves para lograr un A/B testing efectivo que te ayudará a optimizar tus conversiones”

¿Te gustó lo que leíste?

Suscríbete para recibir lo que te interesa

Artículos relacionados